Mujer soltera significado

soltero, -ra
Contents:
  1. La enumeración de la soltería femenina en los censos de población: sesgo y propuesta de corrección
  2. 38 frases brillantes para solteras y solteros sobre vivir la vida
  3. Menú de navegación

No tenemos que estar en una relación para apreciar el amor o expresar nuestro amor. Ser soltero significa que podemos dirigir este amor hacia nosotros mismos y hacia nuestro bienestar. Es que eres demasiado bueno para estar con la persona equivocada. Ser soltero no significa que no merezcamos amor o que no hay nadie para nosotros en el mundo. Estar soltero es una cuestión de tiempo y paciencia. Necesitamos esperar para que podamos encontrar a la persona que correcta y perfecta para nosotros. Ser soltero no es una debilidad y no es una prueba de que tengamos fallas. Al abrazar serenamente la vida de soltero, demostramos que somos capaces de mantenernos por nuestra propia cuenta, que somos independientes y fuertes, que no necesitamos que nadie arregle nuestra vida.

Esta es una forma de pensar errónea porque estar soltero es solo una fase de transición, no es el final del camino. Ser soltero viene con muchos beneficios. Cuando estamos solteros nos sentimos ricos porque tenemos mucho tiempo, energía, dinero y libertad para hacer que nuestras vidas sean interesantes y emocionantes sin tener que preocuparnos por otra persona. Es una agradable sensación de irresponsabilidad. Mientras que algunas personas aman estar en una relación, las personas de espíritu libre encuentran que las relaciones son algo sofocantes.

Ser soltero es todo lo contrario. La peor actitud que tenemos en las relaciones es esperar a que otro nos haga felices y nos lleven a la plenitud en nuestras vidas cuando somos incapaces de ser felices por nosotros mismos. Una persona sana no necesita validación. Cuando nos comprendemos y amamos a nosotros mismos, nuestras relaciones son una ventaja, no un requisito para nuestra felicidad. Los finales felices no son solo para parejas o amantes. Las personas solteras pueden hacer sus propios finales felices sin necesidad de que otra persona valide sus elecciones y su felicidad.

El Príncipe encantado mejora la historia pero incluso sin él, la historia puede ser increíble y significativa. Las relaciones son una gran parte de nuestras vidas pero eso no significa que debamos definir nuestras identidades y personalidades basadas en ellas. Nuestras relaciones muestran que somos capaces de amor y comprensión, sin embargo no tienen que reflejar todo nuestro ser.

A algunas personas no les gusta la idea de estar solteras porque sienten que falta algo en sus vidas. Y en la mayor parte de los casos, somos un matrimonio que nos llevamos fatal. Yo no voy a hacer eso. Porque son muy pocos los que encuentran compañía consigo mismos. La peor cosa en la vida es terminar con personas que te hacen sentir solo. Espero que hayas disfrutado leyendo estas frases de solteros. Creador del blog éxito y superación personal y del libro Camino a la superación.

Hay que aprender de nuestra soltería. Yo no dejo de aprender cada día algo nuevo. Guardar mi nombre, correo electrónico y sitio web en este navegador para la próxima vez que haga un comentario. Inicio Categorías Autoayuda Motivación y bienestar Dinero y productividad Superación personal Citas y frases Frases Frases de autores literarios Frases de empresarios Frases de oradores motivacionales Haz realidad todo lo que desees Cómo puedes ayudar Acerca de Archivos Acerca de mí Contacto. Sin embargo, el contenido conceptual de los censos es limitado en comparación con otras fuentes. Lugar de residencia 5 años antes del censo.

La densidad muestral es significativamente menor a la de las muestras de microdatos censales y las posibilidades para la desagregación territorial mucho menores.


  • Significado de "soltera" en el diccionario de español.
  • Frases brillantes para solteras y solteros.
  • Sinónimos y antónimos de soltera en el diccionario español de sinónimos.
  • soltero, a.
  • Traductor en línea con la traducción de soltera a 25 idiomas.

En algunas ediciones se han añadido módulos para los hombres en el hogar ej. Las series temporales de la DHS son muy desiguales en función del país. Sólo en los dos primeros países el Censo y la encuesta coincidieron en el mismo año: Brasil y Colombia Censos y encuestas ofrecen distintas alternativas para identificar los solteros que cohabitan en unión libre.

La enumeración de la soltería femenina en los censos de población: sesgo y propuesta de corrección

Ésta informa de las relaciones de parentesco que existen entre los miembros del hogar. La variable estado civil abarca el estado conyugal. El Cuadro 3 muestra las definiciones publicadas en el manual de instrucciones de los respectivos censos. Con ligeras variaciones, esta definición es compartida una importante proporción de los censos de la región Cuadro 2. Las definiciones censales también pueden prever que las personas no unidas en el momento del Censo pero que estuvieron en unión libre en el pasado tengan cabida entre los separados o los viudos, igual que ocurre con las personas alguna vez casadas.

El mismo concepto aplica para las personas viudas: Sin embargo, en otros censos se aplica esta distinción exclusivamente a los casados.

38 frases brillantes para solteras y solteros sobre vivir la vida

En consecuencia, los elevados índices de soltería que presentan los censos no deberían atribuirse a un problema de sobreestimación, sino a una cuestión conceptual. En el cuestionario censal, el entrevistado debe optar por una de las siguientes opciones: Soltero, casado, en unión libre, divorciado, separado o viudo.

Sin la ayuda de un agente censal o de las instrucciones, el entrevistado desconoce la definición de cada uno de estos conceptos.

Siguiendo la lógica de las definiciones examinadas, y asumiendo que el entrevistado es consciente de ellas, el investigador debe asumir que las personas solteras nunca se han casado ni vivido en unión libre. Para investigar este si este supuesto es correcto, recurrimos a la Encuesta de Demografía y Salud DHS en sus siglas en inglés.

La DHS no pregunta directamente por el estado civil de las personas como lo hacen los censos de población. La variable se construye a partir de las siguientes preguntas:. Ha estado casada o viviendo junto con un hombre como si estuviera casada…? Cual es su estado civil actual: La pregunta sobre si la persona mujer de 15 a 49 años ha estado alguna vez casada o viviendo con un hombre es clave para este ejercicio.

Menú de navegación

Desafortunadamente, la DHS no proporciona la respuesta directa a estas preguntas, sino que las combina en una sola variable. Esto tiene algunas limitaciones importantes para este estudio como por ejemplo que no es posible identificar las personas alguna vez unidas en función de si estuvieron casadas o en unión libre. La variable construida por las DHS contiene la siguientes categorías: Dentro de este grupo, distinguimos las solteras que tienen hijos de las que no los tienen.

Y entre las que tienen hijos, distinguimos si residen o no en el mismo hogar. La razón por la cual hemos considerado la existencia de hijos se justifica por la posibilidad de identificar indirectamente a través de esta variable mujeres que hubieran estado en unión en el pasado pero que en el momento del Censo se declaraban solteras. Si bien es cierto que hay mujeres que han tenido hijos sin haber entrado en una relación de pareja estable anteriormente, también lo es que hay mujeres que se declaran solteras que pueden haber tenido hijos de relaciones de pareja estables.

Los datos de la tabla 3 son agregados y, en consecuencia, es difícil extraer conclusiones de los mismos. En primer lugar, como para cada país los datos de las distintas fuentes no fueron tomados necesariamente en el mismo año, las diferencias puede atribuirse a diferencias en el tiempo.

En segundo lugar, las muestras pueden tener una composición distinta. A pesar de estas limitaciones, destacan los siguientes aspectos. Los niveles de cohabitación no matrimonial han aumentando en todos los países aunque siguen habiendo diferencias entre ellos. Basta con comparar los datos del Censo y la DHS en dos años cercanos en el tiempo. La proporción representada incluye mujeres solteras, con y sin hijos.

Las proporciones de soltería en el Censo son superiores a las de la DHS. Las diferencias aumentan ligeramente con la edad. Esta pauta se reproduce en los cuatro países observados y es coherente con la estabilidad de los regímenes nupciales que los expertos han observado para América Latina Fussell y Palloni Esta diferencia en el comportamiento temporal de los datos de la DHS y del Censo es coherente con la sospecha de que los censos sobreestiman los niveles de soltería debido la incapacidad de captar las uniones libres que se disuelven.

Ante la expansión de la unión libre en América Latina, es lógico esperar que la sobreestimación de la soltería haya crecido en el tiempo. La Figura 2 muestra las proporciones de solteras sin hijos por edad. En este caso, se puede observar como las diferencias entre el Censo y la DHS disminuyen en todos los países y años y, en el caso de los censos, ya no se observan cambios en el tiempo. Esto corrobora que la variable hijos puede ser utilizada para rescatar entre la población soltera aquellas mujeres que estuvieron unidas en el pasado. La población con estudios universitarios completos se ha fusionado con la población con estudios secundarios completos porque la DHS no permite identificar a la población que ha terminado sus estudios universitarios.

El valor representado para ilustrar la diferencia es el logaritmo de la relación ratio entre la proporción de solteras en el Censo y la proporción de solteras en la DHS. Los valores positivos indican que la proporción de solteras en el Censo es mayor que en la DHS. Los valores negativos indican lo contrario. Se trata de diferencias relativas y no absolutas sobre los valores observados de soltería por edad y nivel de instrucción. La diferencia entre fuentes puede ser estadísticamente no significativa. Cuando los intervalos de confianza de las proporciones observadas en una u otra fuente son lo suficientemente anchos como para incorporar el valor de la otra fuente, hemos considerado que la diferencia entre las mismas no es significativa.

Los colores sólidos en la Figura 3 indican las diferencias significativas, las tramas punteadas indican las diferencias que no son estadísticamente significativas. La comparación entre las fuentes se hace sobre la base de dos indicadores de soltería. La segunda definición sólo considera a las solteras que no tienen hijos.

Ahora bien, las diferencias varían en función de estas dimensiones.

De aplicación para ambos países, éstas aumentan con la edad y decrecen con la educación. La discrepancia entre fuentes disminuye cuando se comparan las proporciones de solteras sin hijos. Por lo general, las diferencias son menores en Brasil que en Colombia. Al considerar las mujeres solteras sin hijos, las diferencias entre Censo y DHS disminuyen pero sólo para las edades entre 35 y 49 años. En Colombia , la discrepancia entre el Censo y la DHS aumenta claramente con la edad en todos los niveles educativos. Hay que tener en cuenta que se trata de diferencias relativas y no absolutas.

La diferencia entre el Censo y la DHS disminuye cuando se comparan exclusivamente las mujeres solteras sin hijos. La razón de esta sobreestimación obedece al hecho que personas que se declaran solteras en el momento del Censo han estado en el pasado en unión libre. La elevada proporción de mujeres solteras que tienen hijos es una prueba de ello y la comparación con la DHS lo ha puesto de manifiesto. Los datos también han mostrado que la diferencia entre el Censo y la DHS crece con la edad y disminuye con el nivel de instrucción.

La interpretación de estas pautas exige tener en cuenta varios elementos. Por un lado, es lógico que desde una perspectiva longitudinal aumente con la edad la proporción acumulada de personas cuyas uniones libres se han disuelto. Las diferencias entre Brasil y Colombia sirven para ilustrar este aspecto. La misma reflexión sirve para justificar las diferencias entre el Censo y la DHS por nivel educativo. Existiría un tercer factor relacionado con la mayor o menor disolución de las uniones en función del nivel educativo.

Las características internas de las muestras pueden también explicar parte de las diferencias observadas entre las dos fuentes. Aunque no se han comentado en el artículo, hemos observado algunas discrepancias entre fuentes especialmente en lo que se refiere a la educación. En cambio, las DHS utilizan siempre el mismo planteamiento basado en el nivel y el grado o curso alcanzado dentro de cada nivel.

Al comparar la estructura educativa de la DHS con la del Censo se han observado algunas inconsistencias importantes. Futuros trabajos deberían contrastar cómo se capta esta información en las DHS y contrastar los datos con el Censo. Los resultados obtenidos para la población femenina son potencialmente extrapolables a la población masculina. Por otro lado, también es probable que la mayor propensión de los hombres a emparejarse de nuevo tras una ruptura conyugal, pueda hacer que el sesgo sea menor entre los hombres.

Si el interés por la soltería no es estrictamente legal sino que se quiere investigar a partir de ella aspectos relacionados con el calendario y la intensidad en la formación de la pareja, el uso de medidas correctoras se justifica plenamente. National Center for Biotechnology Information , U. Author manuscript; available in PMC Jan Author information Copyright and License information Disclaimer. See other articles in PMC that cite the published article.

Abstract Esta investigación tiene como objetivo investigar el efecto que la disolución de las uniones consensuales tiene en los niveles de soltería que proporciona el Censo de Población, niveles derivados de la variable estado civil. Abstract This paper investigates the effect of consensual union dissolution on the observed levels of women never in union as estimated from the marital status variable in Latin American population censuses.